viernes, febrero 09, 2007

La mala costumbre de los eufemismos

Eufemismo.
(Del lat. euphemismus, y este del gr. εὐφημισμός).

1. m. Manifestación suave o decorosa de ideas cuya recta y franca expresión sería dura o malsonante.

Real Academia Española © Todos los derechos reservados


Los eufemismos aparecieron por varias razones, la principal de ellas para evitar decir palabras que sonaran a ofensa o que pudieran herir la suceptibilidad de alguien. Fue así como se acabaron los cojos, mancos, tuertos y demás para convertirse en minusválidos, que la verdad me parece mucho mas ofensiva, pues, como se puede ver fonéticamente, significa literalmente "que vale menos".

Las putas y prostitutas, terminaron siendo "las mujeres de la vida alegre", cuando todos sabemos que la vida de estas mujeres no es precisamente la más feliz.

Incluso en la ápoca de nuestros papás cuando veían trigonometría había algunos profesores que se referian al seno de theta como "sinus tita" para no herir suceptibilidades dentro de sus alumnos.

Díagamos que hay algunos que me parecen justificables, e incluso hasta loables, como el decirle niño diferente o niño especial en lugar de retrasado mental.

Y ahora empiezan a aparecer los eufemismos innecesarios, cuando empezamos a considerar que algunas palabras de uso cotidiano son ofensivas o malsonantes.
¿De cuando a acá la palabra "anciano" es ofensiva o malsonante? ¿Por qué en transmilenio no pueden poner que las sillas azules son exclusivas para ancianos sino tienen que ser para "adultos mayores"?

Yo soy adulto y soy mayor que muchos otros adultos, pero eso no me hace acreedor a una silla azul. ¿O sí?

Anciano, na.
(Del lat. *antiānus, de ante).
1. adj. Dicho de una persona: De mucha edad. U. t. c. s.

2. adj. p. us. antiguo (‖ que existe desde hace tiempo).

3. m. Cada uno de los miembros del Sanedrín.

4. m. En los tiempos apostólicos, cada uno de los encargados de gobernar las iglesias.

5. m. En las órdenes militares, cada uno de los freires más antiguos de su respectivo convento.


Real Academia Española © Todos los derechos reservados

7 comentarios:

Un Gerente dijo...

cucho, las sillas azules son "pa los cuchos"

Patton dijo...

No joda, ya llegó lo de "adulto mayor" aquí también?

Que tristeza. Que pendejada, más bien.

No es lo que se diga, lo que importa es el tonito, viejo ;)

Astrolabio-jsa dijo...

Los eufemismos son el mejor recurso de que han podido echar manos los politiqueros y los malos gobernantes. Saludo.

stella dijo...

Pues yo hablo como hablo. Y los demás que hablen como quieran. Realmente la gente demasiado suceptible me saca de casillas. Una persona vieja que se ofende por que le digan anciano, o cucho, o abuelo debe ser que vivió muy mal su vida. Con esos no me interesa perder mi precioso tiempo.
Llamemos las cosas por su nombre y dejemos de ser pendejos.

Sofía dijo...

Uno clásico:
"anoche dormí con fulanito"... Ja!

Kamilo Klauss dijo...

Pues han de haber descansado mucho, Sofía, aunque no sé que tanto se divertirían :P

Eufemia dijo...

como no estar un 100% de acuerdo...